Tutorial: lapicero en decoupage

Tutorial: lapicero en decoupage

Hace unos días les presenté mi serie de fáciles pasos guiados para hacer espacio en sus hogares y empezamos por juntar todos los objectos de escritura de la casa y tirar los que no servían.

Claro que seguro encontraron biromes secas que no quisieron tirar por su valor sentimental. ¿Qué podemos hacer con ellas?
Opción #1 para las que no tienen tiempo: poner la lapicera en exhibición frente a la foto del lugar donde la compramos o la persona que nos la regaló.
Opción #2 para un fin de semana creativo: un lapicero hecho en decoupage. ¡También es útil para las lapiceras, marcadores y biromes que sí escriben!

Paso 1:

elegir un lapicero de madera. ¡Sí! Pueden ponerse creativas, comprar uno de plático, ponerle los souvenires adentro y dar el proyecto por terminado con la tranquilidad de tener todo junto y ordenado. 😉

Paso 2:

pintar el lapicero con pintura acrílica blanca.

Paso 3:

dejar secar y aplicar una secunda mano de pintura.

Paso 4:

elegir dos lindas servilletas decoradas y pintura acrílica que combine con ellas para pintar el interior del lapicero. Yo elegí un marrón por el tronco del árbol de mi servilleta, un verde por las hojas y un violeta por las flores. Para el composé elegí una servilleta en la gama de los marrones con dibujos geométricos.

Paso 5:

pintar el interior del lapicero con los colores elegidos, también con dos manos de pintura. Recuerden dejar secar la pintura entre mano y mano.

Paso 6:

separar con cuidado las tres capas de la servilleta. Vamos a usar la PRIMERA capa que es la que tiene el diseño y aplicarla con adhesivo para decoupage sobre los lados del lapicero. Consejo para cortar a medida: en vez de cortar la servilleta antes de pegarla, hacerlo después. Apliquen el papel con el adhesivo y cuando esté seco, pásenle una lija fina por los bordes hasta cortarlos.

Paso 7:

aplicar barniz acrílico brillo o mate, según su gusto.

También puden cambiar un diseño que ya no les vaya con su esquema de colores. Comienzan pintando las bases blancas sobre el diseño anterior y siguen desde allí. El resultado es más rústico en la textura.

Paso 8:

sonríanle al trabajo completado. 🙂

Vos. ¿Dónde guardás tus biromes? ¿Las tenés de alguna manera en particular?